CANINO (Kynodontas)- YORGOS LANTHIMOS (2009).





 8.5 sobre 10

FESTIVAL DE CANNES: premio ''Un certain regard''.


Título original: Kynodontas
Año: 2009
Nacionalidad: Grecia
Director: Yorgos Lanthimos
Intérpretes: Christos Stergioglou, Michelle Valley, Aggeliki Papoulia, Mary Tsoni, Hristos Passalis, Anna Kalaitzidou
Sinopsis: Un matrimonio mantiene a sus tres hijos en total aislamiento dentro de la mansión en la que viven. Les mienten sobre el mundo y no les permiten ningún contacto con el exterior.

Turbadora película del director griego Yorgos Lanthimos, la más reconocida de su por el momento corta pero exitosa filmografía, que narra, con un estilo crudo, inquietante y en ocasiones brutal, el total aislamiento del mundo al que someten unos padres a sus tres hijos ya adultos, mediante mentiras y estrambóticas explicaciones que evitan cualquier curiosidad o intención de conocer el mundo exterior por parte de éstos.




El carácter críptico del relato hace que surjan diversas interpretaciones sobre lo que el autor pretende realmente contarnos: ¿fábula filosófica sobre los límites y la relatividad del conocimiento? ¿Crítica a ciertos regímenes políticos totalitarios? ¿Drama familiar acerca de la sobreprotección en la educación de los hijos? ¿Metáfora sobre la falta de libertad de la condición humana? En cualquier caso, es algo que queda abierto a la interpretación de cada espectador, y probablemente todas ellas sean válidas.

La narración es directa y carente de todo ornamento. Tanto es así que prácticamente desde el primer minuto la historia queda presentada y contextualizada: la voz de la madre, procedente de una grabación de radiocassette, “enseña” a los hijos una serie de conceptos: el mar es un tipo de butaca de cuero, excursión es un material muy resistente del que se hacen los suelos,… mientras el padre lleva hasta la casa a una vigilante de seguridad de la fábrica en la que trabaja para que mantenga relaciones sexuales con el hijo a cambio de una contraprestación económica. De este modo, en apenas un par de escenas se ha mostrado cómo los hijos viven una realidad manipulada y absolutamente aislados del mundo.



Tanto por temática como por estilo, la influencia de Michael Haneke sobrevuela todo el metraje. Sirvan como ejemplo todas aquellas escenas en que tienen lugar hechos violentos o desagradables en el interior de la vivienda, rodadas en planos fijos que alargan sobremanera su duración, no ahorrando absolutamente nada al espectador, y que hacen pensar irremediablemente en Funny Games (1997), del citado director austríaco. La elección de estos planos fijos resulta especialmente acertada, como si el autor no quisiera que ningún movimiento de cámara o corte de montaje “suavizaran” la crudeza del momento. Esta apuesta es llevada a tal extremo que hay ocasiones en que los movimientos de los protagonistas hacen que durante unos segundos haya en pantalla un aparente “mal” encuadre (como, por citar un ejemplo, una cabeza fuera del plano), sin que por ello se renuncie a mantener la toma fija.

Por último, cabe destacar cómo el autor huye del dramatismo del relato. Para ello, se vale principalmente de dos renuncias: renuncia a la actuación teatralizada de los actores, apostando por modelos casi bressonianos en la búsqueda de una representación cinematográfica pura y no de la reacción sentimental del espectador; y renuncia a la música, con la única excepción de alguna canción que de forma diegética se oye en determinadas escenas.

Original e interesantísima propuesta, en definitiva; de aquéllas que rondan la cabeza del espectador días después de su visionado y que sin ninguna duda End Titles recomienda fervientemente.


''Canino''. Película completa.


Calificación: 8,5

Ignacio Santos. Noviembre 2015.



 

No hay comentarios:

Publicar un comentario